14/4/18

Carta a don Javier Simán


Carta a don Javier Simán

Estimado don Javier Simán:
He observado con interés su proceso y aspiración presidencial, sé a su vez que usted es la cabeza de una familia poderosa del país; a lo cual lo felicito, a diferencia de muchos críticos y detractores considero que está en su derecho hacerlo.

Me cuenta mi padre, quien es un señor octogenario, que su abuelo era un comerciante de telas, luego se estableció con un pequeño bazar en el centro de San Salvador y de ahí en adelante es la historia del asenso exitoso de su clan, llegando hasta lo que hoy en día el vox populi conoce como “el imperio empresarial Simán”.

Dicen que todo lo que toca lo convierte en oro, además mencionan que es muy inteligente y preparado. En lo personal no me cabe duda que sí lo es; pero le soy sincero, tengo mis reservas en traducir su éxito empresarial a un equivalente al bien común de este país.

Una de las razones por la que ARENA perdió las últimas dos elecciones presidenciales es porque la gente dejó de creer en la teoría que el exceso de riqueza y su desborde llegan a las mayorías, y por ende más riqueza de unos no es sinónimo del desarrollo social.

Usted aun no es candidato del partido de derecha, pero es el único aspirante de ARENA que le dan los números para ganar las elecciones presidenciales en primera vuelta. No sé cómo está la marea interna en su partido; sin embargo algo sí sé, ante los otros dos precandidatos jóvenes con fama de ser empresarios voraces, las posibilidades de que su partido vuelva al poder ejecutivo con ellos es menor.

Por otro lado he analizado su discurso político hacia la juventud, y denoto su interés hacia el fomento del emprendedurismo, habla que no les regalará nada y que tienen que luchar para lograr el éxito, y que usted lo que hará es dar condiciones para quienes sean emprendedores, procurando mejores oportunidades. Me llamó tanto la atención que me di el tiempo de ir a uno de sus eventos de proselitismo el pasado 3 de abril al hotel Crowne Plaza acá en San Salvador, para hacerle en persona una pregunta, no tan a quemarropa como decía su márquetin político porque la gente ya sabe cuál es el verdadero problema que tiene la juventud salvadoreña.

¿Qué va hacer usted para eliminar el flagelo de las pandillas en el país? Los principales afectados de este fenómeno son: la juventud, el comerciante, el estudiante, el emprendedor. Un empresario de su nivel jamás va a entender qué es ser asediado por el hampa, aunque diga que sí, aunque diga que siente mucho cuando sus empleados le cuentan sus dificultades contra las mafias. Jamás va poder entender al pequeño y mediano comerciante que sufre este mal en carne propia; es un duro golpe a la economía, a la moral, a la salud mental del emprendedor; usted no sabe qué es tener un negocio abierto y estar con la zozobra que cualquier rato lo van a asaltar o matar por no poder pagar la extorsión, usted con su súper camionetota polarizada y sus más de tres guardaespaldas nunca va a sentir eso.

¿Qué va hacer ud para eliminar el flagelo de las pandillas en el país?

Y perdone que se lo diga, pero no me convence cuando respondió en público que tomaría cartas en el asunto, que asumiría el problema con determinación y que personalmente se pondría al frente para recuperar los territorios perdidos por el Estado ante las pandillas. Me pareció que su respuesta fue nada más el guion al cual tenía que apegarse.

Quizá sus palabras fueron satisfactorias para el looby en el cual se encontraba en ese momento, es decir, para sus correligionarios, para otros empresarios a su nivel, sin embargo, para alguien de la llanura como yo es difícil creerle, no porque piense que usted sea mentiroso o demagogo, sino, porque eso mismo lo han dicho los últimos cuatro presidentes en sus campañas, creer en esa respuesta prefabricada es como pasar cinco veces por el mismo camino cada cinco años.

Sin embargo, perder la esperanza es lo último que haría, la esperanza es a lo que nos aferramos porque vivimos y creemos en nuestro país, el mismo que heredarán sus hijos y nietas, y los míos también.

Le voy a contar algo aquí entre nos… la mayoría de las tiendas de mi colonia han cerrado porque sus propietarios fueron extorsionados y como resultado la gente va a comprar a los supermercados, aun cuando sea más caro. Además si los hospitales están desabastecidos y son irregulares con sus pacientes el sector privado de salud es el beneficiado. También si el ambiente de inseguridad es latente la venta de armas y las agencias de seguridad prosperarán. Son lógicas simples pero macabras y la gente las sabe, por eso aun cuando los gobiernos de izquierda sean defectuosos la clase empresarial siempre la tendrá difícil para ganar las elecciones presidenciales.

Sin duda si logra ser el candidato oficial necesitará más que promesas y bonitos videítos de 30 segundos para que la gente le crea, necesitará mejores asesores para que el grueso de la población confíe en usted.

Además me cuentan que hay sectores oscuros que se oponen tajantes a sus aspiraciones, dicen que usted no es manipulable ni es tampoco la clásica marioneta que estamos acostumbrados a ver en la silla del poder. Ojala cumpla su primer objetivo de ser candidato, al menos sé que en ese escenario cualificaría el discurso de sus futuros competidores de otros partidos, y solo eso es ganancia para este pueblo golpeado que aun no ve la luz al final del túnel.

Si llegase a ser oficial su candidatura espero entrevistarlo, no para hacerle preguntas fáciles pero si sinceras y con respeto.

Me despido atentamente.



25/3/18

S.O.S ¡Urgente! Constructora continúa destruyendo sitio arqueológico de Tacuscalco

(primera entrerga) S.O.S ¡Urgente! Constructora destruye sitio arqueológico en Sonsonate


Segunda Entrega
S.O.S  ¡Urgente!  Constructora continúa destruyendo sitio arqueológico de Tacuscalco

Sonsonate, El Salvador. Dando continuidad una semana después de la primera publicación sobre la investigación del caso de la destrucción del sitio arqueológico de Tacuscalco, les comparto tal como esperaban esta segunda entrega periodística.

Al establecer la importancia de este sitio arqueológico como “de primer orden”, surge la interrogante tanto en redes sociales como a nivel de opinión pública en general: ¿Cómo llegó una empresa a destruir un lugar tan valioso comparable a Tazumal o Joya de Cerén? ¿Por qué la obra ha avanzado tanto y las instituciones apenas recién reaccionan? Mas parece que la opinión pública las ha motivado y no sus buenos oficios.

La respuesta tiene varias aristas que pasan por: uno, la poca importancia que las autoridades dan a las quejas ciudadanas; dos, fuertes indicios de procesos indebidos en la obtención de permisos de construcción; y tres, el racismo y menosprecio a los pueblos originarios junto al sistemático abuso a los derechos del indígena salvadoreño.

A escasos 25 metros de un monticulo piramidal, la Empresa Fenix S.A.de C.V. construye un proyecto urbanístico sin respetar los lineamientos y condiciones que SECULTURA exigió para darle permiso.

Para que una empresa inicie una construcción de este tipo necesita además varios permisos de otras instituciones pertinentes, el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN), extendió autorización, la cual fue previa a un estudio técnico de impacto ambiental, sin embargo, dicha cartera ordenó el pasado 8 de marzo el cese de los trabajos de construcción, facilitándonos el siguiente documento.


Al leer el documento interpretamos que en forma deliberada o no, la empresa inicia su proyecto con el entendido que su construcción no corresponde a lo solicitado, de lo contrario el MARN no ordenara el paro de la obra.

Usando esa misma analogía se obtuvieron los permisos en SECULTURA, cartera que depende en forma directa de la Presidencia de la República encargada del área cultural y patrimonial, la constructora recibió un aval para construir pero con una serie de condicionantes y lineamientos por parte de este órgano; los cuales no se cumplieron durante la ejecución de la obra de terracería.

Luego de hacer una segunda inspección a inicios de este año SECULTURA constata un daño “irreversible” al patrimonio cultural y ordena también el paro de la obra; sin embargo, al cierre de este reportaje me dicen los vecinos de Nahuilingo que los trabajos aun continúan.


Para desviar la atención y ganar tiempo se difunde un rumor que la directora del área de patrimonio cultural de SECULTURA, la Arquitecta Irma Flores, es demandada ante la fiscalía por actos arbitrarios y abuso de autoridad al respecto del caso Tacuscalco. Dicha noticia corre por las redes sociales a través de medios de comunicación de “dudosa” veracidad, siendo compartida la nota en Facebook y Twitter por medio de perfiles falsos. Lea: Mentiras Verdaderas en Redes Sociales.


Por otra parte la semana pasada surgieron nuevos actores, el sector gremial de obreros de la industria y la construcción imprimen el pasado martes 20 de marzo una cuantiosa página entera como campo pagado en uno de los principales rotativos del país.

En dicho pronunciamiento la gremial pide a las instituciones de cultura y medioambiente que permitan que la empresa continúe construyendo en pro de sus fuentes de empleo. Incluso el sindicato llegó en un acto de protesta presentándose unas 40 personas el pasado miércoles 21 a las instalaciones del MARN, para pedir a la ministra Lina Dolores Pohl que revierta la resolución de paro de obra. Y lo paradójico es que la destrucción al patrimonio cultural continúa.



La ministra reconoce que la planta tratadora de aguas residuales y heces fecales no es la más adecuada, sin embargo, da el beneficio de la duda a la empresa por corregir los requerimientos técnicos, pero mientras eso sucede la obra se para.

Pero volviendo al punto arqueológico y antropológico fui invitado durante la semana por Federico Paredes Umaña y su esposa Tania Molina quien es asesora de gestión cultural del Ministerio de Gobernacion y Desarrollo Territorial a una visita al sitio de Tacuscalco, Federico es doctor en antropología graduado en la Universidad de Pensilvania, y también tiene estudios en arqueología, en cortas palabras me explicó que desde el momento que han construido un muro perimetral alrededor del proyecto están violando un principio fundamental en todo sitio arqueológico, pues un muro a pocos metros de un montículo piramidal rompe la integridad paisajística del sitio ancestral.

Además insistió en una simple lógica mientras recorriamos a pie la zona de Tacuscalco, lejos del muro perimetral: "si se encuentran aun vestigios a flor de tierra aquí, a simple inspección, a más de doscientos metros de los montículos, porqué no habría de encontrarse más piezas arqueológicas al lado donde la empresa está construyendo la cual está a escasos 25 metros de aquel monticulo", mientras señalaba el muro.


Federico quien también fue docente de la UNAM (Universidad Nacional Autónoma de México) me confirma la importancia de ese asentamiento indígena, no solo por ser escenario de una batalla épica del encuentro entre dos mundos, mas bien, me mostró en una de sus palmas de la mano diferentes tipos de tiestos de cerámicas y obsidianas, prueba irrefutable que evidencian, según el ojo del experto, presencia de civilizaciones de los periodos posclásico, clásico, e incluso hasta preclásico. Lo que significa la confirmación de lo que el jefe de arqueología de SECULTURA Hugo Vladimir Díaz nos explicó, hace un mes al inicio de esta investigación.  

Ratificando que el lugar es un sitio de gran potencial, sin duda las excabaciones formales nos mostrarían gran parte de nuestra historia si se desarrollara un parque arqueológico. La información científica nos diría cómo vivían nuestros ancestros, supieramos muchas cosas que desconocemos, en definitiva me hace énfasis el académico que hay mucho que investigar en ese lugar.


Otro experto consultado quien pidió omitir su nombre me dice categórico: “Yo no hubiera otorgado ningún permiso de construcción, bajo ninguna condicionante, porque los arqueólogos ya sabemos de antemano que las empresas constructoras en nuestro medio por lo general destruyen sitios ancestrales, ellos prefieren pedir perdón que pedir permiso”

La alcaldía de Nahuilingo aun no se pronuncia ante el tema, y a pesar de llamar al jefe edil por repetidas ocaciones no contesta sus teléfonos. No obstante, accedimos a una concejal de la municipalidad, Arely Recinos.


Es innegable que el Río Ceniza ya está contaminado, pero eso no es justificación para contaminarlo más, de igual forma el sitio arqueológico de Tacuscalco está deteriorado y en abandono, el cultivo de la caña de azúcar y el tiempo son implacables, sin embargo, eso no justifica tampoco su saqueo y destrucción inminente.

Cada vez que visito el lugar al final salgo hacia la carretera y ya casi cuando llego a la autopista visito como siempre al mismo viejecito con el que inicié esta investigación, fue él quien me alertó de la destrucción del sitio, y entonces aprovecho a que me cuente otra de las tales “burletas”, historias mitológicas, que él conoce muy bien.

Esta vez, igual que las anteriores, entré a su solar para asombriarme un poco del sol asfixiante del medio día y tomar agua fresca del pozo, y similar como siempre el octogenario me habló de otra historia de la que cuentan sus abuelos, esas “burletas” relacionadas a los antiguos habitantes de Tacuscalco.

Antes de irme me mostró algunas piezas que ha recogido mientras trabaja su milpa, vestigios arqueológicos, ofreciéndome más de alguna para que me la llevara como un “suvenir”, le contesté que le agradecía pero no, le expliqué que esas piezas pertenecía a allí, a ese lugar y eran de él, aconsejándole que no las regalara pues dicen mucho de las abuelas y de la historia de todos nosotros también.


Me cuenta que a lo largo de los años han sacado cantidad de piezas, pero eso se ha intensificados en los últimos meses, e incluso han encontrado ídolos de oro, tumbas, cerámicas y piedras labradas, así como lanzas y flechas de obsidianas, piezas ceremoniales y collares con sus malacates.  

Al final concluyo que nada de esto sucediera si respetáramos a nuestros pueblos originarios, después de todo son los verdaderos dueños de estos territorios a quienes se les usurpó, y que siendo los propietarios originales ahora viven en condiciones de pobreza extrema, sin sus tierras y sin sus sitios sagrados.

El Alcalde del Común es una autoridad caciquesca aun reconocida por su mando moral y ética indígena, su existencia se remonta a la época colonial desde hace 500 años, entre sus funciones estaba la administración de conflictos y la designación de tierras comunales entre los indios, pero después de 1870-90 con la entrada en vigencia de la reforma liberal, los ejidos fueron extintos y los pueblos originarios despojados de sus territorios ancestrales, luego con los sucesos de 1932 las pocas tierras que aun les pertenecían fueron terminadas de usurpar con el pretexto de ser los indígenas comunistas. Lea: 1932 El origen del conflicto.

Marcos Rafael Latin actual Alcalde de Común de los izalcos me acompañó también la semana pasada a ver la destrucción del sitio de Tacuscalco y me dijo esto, con sus palabras sencillas y sin esquivar la verdad; con contundencia, fuerza y necesidad expresa. Los invito a escuchar este audio, él nos da a entender a su manera el trasfondo de los acontecimientos contra los pueblos originarios. Se los comparto como última conclusión, quedando pendiente aun con una tercera entrega más de esta interesante investigación que sin querer tuve que hacer.





Otros datos anexos



La Asamblea Legislativa pide a la FGR ejecute la orden del paro de la obra.

Ministra de medioambiente Lina Pohl recibe a un grupo de trabajadores que piden no cesar la obra.

Lea también

(primera entrerga) S.O.S ¡Urgente! Constructora destruye sitio arqueológico en Sonsonate








18/3/18

S.O.S ¡Urgente! Constructora destruye sitio arqueológico en Sonsonate

S.O.S  ¡Urgente!  Constructora destruye sitio arqueológico en Sonsonate

Como saben soy periodista, y además escritor. Hace algún tiempo llegué a la conclusión que el principal problema de nuestra sociedad es cultural, pero más que señalar el asunto poco comprendido me dedico a generar soluciones, por eso me esfuerzo por el rescate de la identidad nacional, regional, y porque no decirlo… humana.

Considero que eso implica la investigación antropológica de nuestras raíces, porque esos saberes son los cimientos de una cultura fuerte; y aunque resulte complejo asumirlo ahí es donde estriban nuestros patrones de conducta. Al menos eso es lo que creo y por eso busco el rescate de las tradiciones orales e indago sobre mitologías, luego de lo investigado busco una forma creativa para difundir el conocimiento.

Fue en ese afán que llegué al municipio de Nahuilingo a finales del año pasado, investigaba más a fondo la leyenda del “Pescadito de Oro” y “La Cuyancúa”; y entonces inevitable supe del sitio arqueológico de Tacuscalco, que está en la antigua finca Las Victorias.

Me dijeron que la gente local de allí habla de unas tales “burletas”, que son una especie de risas paranormales que se escuchan durante la noche en los solares a las afueras de este municipio, con el agravante de que son cada vez más frecuentes a partir de los últimos meses. Me dicen que se han intensificado a partir de la construcción de una urbanización que están ejecutando. Frunzo entonces mi seño y el asunto me da mala espina.

No me tomen a mal pero en verdad no creo en este tipo de fenómenos y si bien es cierto investigo tradiciones orales y mitos, sé que estos derivan de preocupaciones sociales que están ocultas en el imaginario colectivo. Soy un materialista dialéctico y siempre busco una explicación racional.

Me dice un viejesito mientras saca agua de un pozo: “Están terraseando con esos tractores el mismísimo lugar donde nuestros abuelos tenían templos y lugares sagrados, eso es malo, por eso han comenzado de nuevo las “burletas” y los sustos.

Al hacer unas cuantas preguntas a las personas correctas me doy cuenta que mi investigación dejaría de ser antropológica, y en vez de escribir un libro de mitologías y fantasías de la zona, la práctica comunicativa me llevaba irremediable a un reportaje de periodismo de investigación. 

Imágenes que evidencian la destrucción del sitio arquelogico.

Desde que me dijeron que había una empresa destruyendo el patrimonio cultural y contaminando aun más el medioambiente sabía que en este tipo de historias siempre tienen algo que ocultar.

Al final de esta investigación que les presento les confieso a ustedes mis estimados lectores que con tristeza nunca me sentí tan impotente ante la destrucción de un tangible de la identidad nacional, Tacuscalco es un tesoro cultural.

Hugo Vladimir Díaz jefe del departamento de arquelología de SECULTURA nos dice que no es cualquier cosa la que se echa a perder a cada hora que pasa, es nada más y nada menos que un sitio arqueológico de gran importancia, “de primer orden”, es el mismo lugar donde Pedro de Alvarado chocó por segunda vez con la cultura “nahua pipil”, el sitio es mencionado en el códice o lienzo de Tlaxcala.

Fragmento del Lienzo de Tlaxcala

A pesar que existe una denuncia en el juzgado ambiental y por su parte SECULTURA también ha pedido el cese de la construcción, la Fiscalía General de la República y el gobierno central no han detenido la implacable maquinaria de terracería que justo mientras lees estas líneas continuan destruyendo los vestigios de nuestra historia.

Ubicado en la periferia sur de la actual ciudad de Sonsonate este lugar fue en época pre colombina el punto de encuentro de los pueblos Izalcos, era un centro sagrado ceremonial y comercial donde existían mercados de intercambio y centros de adoración, templos, campos de juego de pelota y lugares donde los ancestros enterraban a sus muertos.

En esta área se pueden identificar al menos cinco montículos piramidales y un sin número de piezas arqueológicas de lo que fue un centro urbano antiguo.

Montículo piramidal.

A pesar de que los vecinos y comunidades de los alrededores llevan más de seis meses organizados tratando de detener la obra sus peticiones no han rendido frutos.

El patrimonio cultural arqueológico de Tacuscalco está en seria amenaza a ser extinto, los salvadoreños perderíamos a corto plazo en su totalidad un valor ancestral de la memoria de la cultural nacional, Nahuilingo perdería un atractivo turístico tan rentable como lo es el sitio arqueológico Tazumal para el municipio de Chalchuapa.

Antes de 1524, fecha cuando fue conquistada esta zona por los españoles, el sitio ya tenía más de 2 mil años de haberse fundado.

Resulta paradójico y hasta macabro saber que exacto el mismo lugar en donde se dio la gran batalla entre Pedro de Alvarado al mando de la fuerza conquistadora hace unos 500 años contra el pueblo Pipil, sea en la actualidad de nuevo un escenario de lucha contra la dignidad cultural y ecológica en contra del mismo pueblo originario de habla nahuat.

Lugar de descarga de agua de la urbanizacion Acrópolis hacia el Río Ceniza, que apesar de registrar niveles de contaminación aun alberga fauna salvaje.

Daño al ecosistema y medioambiente

Pero el problema no solo es cultural, es también ambiental, y de igual forma es grave pues la construcción de 724 viviendas y un centro comercial, según Salvador Recinos y Nicolas Sánchez representantes de MESUTSO (Mesa para la Sustentabilidad de los Territorios de Sonsonate) dicho desarrollo urbano no goza de los permisos en regla por parte de Ministerio de Medio Ambiente, ni SECULTURA.

Salvador Recinos y Nicolas Sánchez nos dan su punto de vista de la problemática.

Por otra parte indagamos con la ODUAMSO (Oficina de Desarrollo Urbano del área Metropolitana de Sonsonate) quienes nos confirman que sí han extendido autorización para la construcción. Wilfredo Francisco López, jefe de la ODUAMSO nos explica vía telefónica que la urbanización Acrópolis goza de todos los permisos de construcción, y además nos dice que para obtenerlos entre los requisitos solicitados por esta oficina es necesario tener antes los respectivos avales tanto de Ministerio de Medio Ambiente y SECULTURA, lo cual afirma que estaban en regla a la hora que ellos entregaron la respectiva acreditación a la empresa, que fue a  la sociedad “Chiripíos S.A. de C.V.”, y luego fue vendido (el proyecto) a Fénix S.A. de C.V.

Por lo tanto, al ser presentado el caso en el concejo municipal de Nahuilingo el pasado mes de noviembre fue aprobado con el visto bueno del mismo alcalde del municipio; sin embargo, algunos concejales se opusieron como el caso del Marvín Zepeda, quien nos describe la situación jurídica de ilegalidad que incurrió el concejo municipal al otorgar permisos de construcción a la empresa urbanística que actualmente está destruyendo el sitio arqueológico.

Marvín Zepeda concejal de Nahuilingo declara estar en contra de la destrucción de Tacuscalco.

La ONG ambientalista UNES (Unidad Ecológica Salvadoreña) y la Mesa por la Sustentabilidad de los Territorios de Sonsonate (MESUTSO), en diferentes ocasiones han denunciado la futura contaminación del ya deteriorado Río Ceniza; sin embargo, la empresa constructora no da información suficiente que garantice el trato de las aguas residuales. El pasado 9 de marzo en una visita que hicimos diferentes medios periodísticos y otros miembros de la sociedad civil pudimos constatar un alto nivel de agresividad por parte de la empresa constructora, fueron evidentes acciones intimidatorias de parte de sus empleados hacia los observadores y miembros de prensa.

Vigilantes de la empresa constructora toman fotos para identificar a personas que no están de acuerdo con las obras, acción intimidatoria en clara amenaza contra la integridad de periodistas y miembros de la sociedad civil ¿Para qué quieren ellos estas imágenes?

Mientras la campaña electoral acaparó la atención mediática y política en los últimos meses las exigencias de once comunidades eran desatendidas por todas las candidaturas, el único que mostró cierto interés ante la problemática fue el diputado re-electo Adelmo Rivas del partido GANA; el partido izquierdista FMLN estuvo ausente a pesar de que sus candidatos fueron invitados en diferentes ocasiones a los foros populares donde se denunciaba la situación.

Entre los pasos concretos que se realizaron fue interponer una demanda en el Juzgado Ambiental de Santa Ana en contra de la empresa constructora para detener la obra.

Denuncia ante el juzgado ambiental el pasado 25 de enero.

SECULTURA ha demostrado como institución estar a la altura por la defensa del patrimonio cultural facilitando información pública para transparentar este caso, dicha documentación la estamos sistematizando para la próxima entrega periodística de esta investigación; sin embargo, el Ministerio del Medio Ambiente y Recursos Naturales deja dudas a través de una política pasiva y tímida ante la posible contaminación del Río Ceniza, pero fuentes internas a dicha entidad que piden anonimato expresan que esta conducta institucional está por cambiar.

Nos quedamos a la espera del desarrollo de acontecimientos del caso de la destrucción del sitio arqueológico de Tacuscalco, añadiendo al cierre de esta publicación que ODUAMSO nos presente la documentación y atestados con la cual aprobaron el proyecto, y de igual forma esperamos obtener entrevista con el popular alcalde re electo de Nahulingo Miguel ángel Mejía, quien estamos seguros tendrá mucho que decirnos al respecto de este caso.


DOCUMENTO ANEXO
Permiso de construcción emitido por ODUAMSO a Fenix SA de CV donde autoriza la construcción de la obra, con fecha 22 de junio de 2017.








13/3/18

Carta a Don Gerson Martínez

Carta a Don Gerson Martínez

Estimado es un gusto saludarlo. Al ver y escuchar su último mensaje en redes sociales decidí hacer una carta a cada aspirante presidencial, usted es el primero a quien me dirijo.

El mensaje de la ciudadanía en las pasadas elecciones es contundente, las votaciones dan un resultado claro dirigido al FMLN nada mas, los demás institutos políticos no reflejan una marcada tendencia descendente, sólo la izquierda está desencantada con su partido y ya.

Todos sabemos que su gestión en el Ministerio de Obras Públicas (MOP) fue buena. Hasta sus acérrimos contendientes aceptan que su cartera de Estado fue transparente y abierta. Es más, yo mismo como periodista cubrí eventos donde invitaban al MOP a ponencias y foros ciudadanos; por muy vecinales y comunitarias que fuesen usted se daba la tarea de ir en persona, y no enviaba a algún representante.

Cualquier otro ministro al ver que el evento no aglutinaba a los grandes medios de televisión o rotativos, no hubieran ido. Sé que tienen equipos de avanzada que evalúan el evento y si hay cámaras con amplia cobertura mediática llegan, sino, solo va un representante si acaso. Usted no es así, puedo dar fe que cuando se le entregaba un reconocimiento, por grande o modesto que fuese, prefería que lo recibieran los trabajadores que habían ejecutado la obra o proyecto.

Me imagino que no está en una posición fácil, usted quiere ser presidente y estos últimos resultados electorales ponen a cualquier candidatura de izquierda entre la espada y la pared. He escuchado no solo de su persona sino de muchos dirigentes del FMLN, incluyendo a la cúpula partidaria, la palabra “humildad”, y veo que se lo toma a pecho, pues la locación (el set donde le han grabado) a diferencia de los anteriores es más modesto, pero los salvadoreños no somos tontos y del dicho al hecho hay trecho.


Sabemos que el éxito o no de su partido dependerá de lo que hagan en estos siguientes 30 días, dependerá de la actitud de “la comandancia” y por su puesto de su discurso también, pero más de ellos que de usted, digo pues, porque esa gritolera con improperios que le agarró a su colega don Ramiro no ayuda mucho.

Parece ser que “la humildad” es clave en estos momentos, la cual entendemos como el reconocimiento explícito que no somos perfectos, los errores son un rasgo humano, eso significa como expresa en su video “nada es para siempre”, por lo tanto, hay una difícil contradicción que debe superar usted y su partido, la cual es: ¿Por qué no renuncian todos si tan humildes son?

Sin embargo, pensándolo bien la humildad no lo es todo, verá, de qué sirve que renuncien los señores de los anillos (coronas o argollas) si los nuevos que se sienten en el trono reproducirán más de lo mismo. ¿No será el esquema del partido lo que está mal?

Imagínese, el año pasado vi en televisión abierta a una señora diputada, no tan joven no tan abuela, justificar que la prestación especial del seguro médico privado para parlamentarios era necesaria porque la que utiliza el pueblo es deficiente y que los pacientes se mueren en el ISSS; la gente la vio, y sin duda, no se olvidaron de las palabras de “ella”.

De igual manera hace un mes salí a pasear en moto con mi hijo a la cordillera de El Bálsamo, y recorrí una de esas carreteras que su administración ejecutó (muy buena por cierto), y de presto cuando paré en uno de esos pueblitos a comprar una yuca frita con pepesca, vi a una candidata de su partido llegar en su “camionetota” polarizada de diputada a una casa municipal de campaña, ondeaba sobre el techo una bandera rota (era un local modesto, más bien derruido) supongo que llegó a reunirse con su militancia, por supuesto no sé de lo que hablaron, pero lo que sí vi es que al salir del “carrazo” la muchachona llevaba un súper combo de una de esas hamburguesas famosas con bebida extra grande; créame ese tipo de contraste no se ven bien, influyen en forma negativa a la imagen, en la opinión pública, pero sobre todo en la moral de sus mismas filas.

Estas trivialidades las menciono para que vea que la gente de la llanura se fija en detalles y no los olvida, el resultado de las últimas elecciones es el cumulo de miles y miles de detalles; sin contar todas esas imágenes faraónicas de mal gusto que los representantes de los pobres exponen a luz pública.

También le cuento que fui a un evento a finales del año pasado en Sonsonate donde once comunidades invitaron a los candidatos a diputados de ese departamento a un foro para exponer su problemática hídrica. ¿Adivine? Ninguno llegó. Será quizá la razón de que perdieron tantos curules. No sé, habría que reflexionar.

Eso me recuerda a otra frase que escuché entre tanto mea culpa y golpe de pecho: “reflexión profunda”, y eso sí no lo termino de entender, porque precisamente estoy leyendo en estos días el “Lineamiento para el Trabajo del Partido”, dicho documento como sabrá es producto pleno del “Primer Congreso del FMLN” realizado en noviembre de 2015; y lo que he podido leer hasta el momento es que mencionan con “profundidad” todo lo que en pinceladas usted dice y otros dirigentes también, por lo tanto, no sé porqué hasta ahora están de reflexivos si su misma militancia se los habían dicho tres años atrás.

Bueno, para ser una carta ya me pasé de la cuenta así que me despido, cuando termine de leer el asunto antes mencionado lo invito a que tomemos un café en la “U”, a ver si platicamos. Le deseo éxitos en sus aspiraciones y de paso se le respeta, después de todo si yo fuera ex ministro estaría en el Puerto de La Libertad comiendo un coctel de conchas con una cerveza bien helada, sintiendo la brisa marina y respirando aire puro junto a la señora amada; en vez de querer ser presidente y meterme en semejante berenjenal donde usted quiere estar. Pero bueno, cada quien en lo suyo.
Saludos.


Lea También:
CARTA A DON JAVIER SIMAN